ecao : corre

Vuelvo a correr por las mañanas

Por Victor M. Varela


Esta mañana me levanté a las 5:00 y me puse unas calzonas negras muy ligeras y una camiseta de algodón sin mangas de un rojo intenso, mi ropa más cómoda. Cuando TuX me vió aparecer por la puerta del pasillo despertó sobresaltado y enseguida le inundó una inmensa alegría y ansiedad. No paraba de mover el rabo. Llevaba mas de un mes sin salir a correr por las mañanas y hoy, por fin, me llegó la motivación. Por cierto, iba descalzo.

Después de un breve paseo a la parte trasera del bloque de viviendas, empecé a trotar muy despacio. Luego aceleré un poco el ritmo, pero siempre concentrado en la postura y en pisar lo más suavemente posible. Las sensaciones en los pies eran fuertes, pero dentro de lo tolerable. Con TuX siempre a mi lado, llegamos a la mitad del recorrido y tuvimos que parar un momento porque mi pequeño compañero sufrió la llamada de la naturaleza. Una vez aliviado, no tardamos en completar nuestro pequeño circuito de poco mas de 1000 metros. Se me pasó por la cabeza la idea de dar otra vuelta, pero decidí que era mejor parar que seguir y después lamentarlo.

De vuelta a casa, hice algunos ejercicios de abdominales y brazos, un saludo al sol, me dí una ducha fría y preparé el desayuno: un bol grande de cereales de salvado con muesli, leche fresca de soja, bayas goji y semillas de chia (para recuperar).

¡Cuanto echaba de menos empezar el día corriendo!

Etiquetas:


Suscríbete: rss | email | endomondo | +